30/07/2019

La voz de una mirada joven



Tras interiorizarse sobre la evolución de la actividad comercial y las políticas públicas que se desarrollan en el contexto actual, la Comisión de Jóvenes de la Cámara de Comercio de Córdoba elaboró un documento en el que se expresa en relación a los temas más importantes del comercio minorista, y el comportamiento del consumidor actual.

Para ello, tuvieron en cuenta las siguientes preguntas: ¿Cómo gestionar la experiencia del cliente? ¿Qué pasa con la incorporación de las nuevas tecnologías de información y comunicación? ¿Cómo trabajar el traspaso generacional en estructuras comerciales armadas a partir de esquemas familiares?

Una serie de interrogantes y un debate joven: ¿Cuáles son los principales desafíos del comercio minorista en la actualidad? 

 Gestión de experiencia de cliente

Es sabido que el ser humano paga más por una experiencia que por producto. Pero la creatividad suele disminuir en situaciones poco favorables cuando las preocupaciones se centran en resolver lo urgente, mientras que lo importante pasa a segundo lugar. Fácil sería pronunciarse a favor de las nuevas ideas y la proyección cuando contamos con gran cantidad de recursos que nos permiten generar más y más resultados. Pero ¿cómo estimular una competitividad que supere la macro economía? Ahí radica el principal desafío de la conducción, en traspasar la coyuntura con una filosofía y un enfoque comercial que promueva la racionalidad del recurso, el ahorro y luego la inversión. Una filosofía constituía como estrategia desde la innovación, el cambio, la cercanía con el cliente y la gestión de la multiplicidad de recursos que se nos presentan a diario.  En un mundo que circula a toda velocidad, estar cerca del cliente es casi un acto de innovación creativa. Sin embargo, tendemos a olvidar lo elemental: no importa cuánto avance la tecnología, el valor humano no se reemplaza con nada. Gestionar relaciones comerciales a largo plazo, basados en la cercanía, la escucha activa, el acompañamiento permanente, humanizan el proceso de compra y construyen un diferencial de alto valor. Incluso cuando se trata de tiendas virtuales: presentarse, dar información sobre quién soy, qué ofrezco, de dónde vengo y hacia dónde voy es también una nueva de brindar contención. 

Transpolar la formación: Ecommerce y multicanalidad

La formación es el principal promotor del cambio y la evolución. Multicanalidad y multigeneración se complementan obligándonos a incorporar nuevas herramientas. El crecimiento en el manejo de cada recurso construye confianza en el recurso y acelera a la vez la adaptación al cambio, que es permanente. Así ingresamos en un círculo que genera valor y se retroalimenta de sí mismo. Sin formación no hay adaptación al cambio que sea posible. En un momento donde la evolución de los comercios es constante, adecuarse al cambio es necesario y la formación es obligatoria.

Un valor generacional es pensar la tecnología integrada a lo comercial como elemento clave para promover la competitividad, agilizar la atención al cliente, promover la confianza y las relaciones a largo plazo.

Vínculos e integración de las nuevas generaciones 

 ¿Qué ocurre en el negocio y la familia cuando se integran las generaciones siguientes? El cambio es enriquecedor cuando las miradas se complementan. Lograrlo es un desafío de todos los días. Delegar y ser escuchado; confiar y construir un espacio propio. Lograr que todas las partes hagan el esfuerzo y confiar en el asesoramiento como medio para sumar nuevas perspectivas y transitar el cambio como lo que es: la oportunidad de integrar nuevas miradas y visiones para la gestión de un comercio. 

Sustentabilidad de la propuesta de valor

 Continuamos trabajando sobre la premisa de contarle y convencer al cliente de lo que a uno le interesa y no nos enfocamos en sus necesidades, en construir un comercio desde un lugar de relevancia real. Desde ahí es donde buscamos promover la competencia cooperativa, inspirándonos en modelos colaborativos como “Wiki” (forma de página web donde cualquier tipo de contenido puede ser visitado y editado por las personas, siendo así una herramienta que permite crear colectivamente). 

Una reflexión y el aporte de un equipo joven que mira, vive y hace a nuestro sector comercial y de servicios.